Un rey contra Hitler

Haakon VII fue el monarca noruego que luchó contra la invasión de la Alemania nazi. En 1940 Hitler ordenó una invasión para Noruega y por lo tanto el monarca debía tomar una decisión entre permitir que se impusiera un gobierno de títeres o luchar contra el enemigo.

Manteniendo la cordura

Noruega se mantuvo neutral durante la primera guerra mundial y quiso hace lo mismo ante esta nueva amenaza. Pero en esta oportunidad no fue posible mantenerse neutral, Alemania tenía el control del puerto noruego de Narvik donde pasaba el suministro de hierro de Suecia hacia Alemania. Por eso se convirtió en un punto estratégico.

Churchill y su propuesta

El que se dio cuenta de la importancia de este punto fue Churchill. Él fue quien propuso realizar el desembarque de las tropas con dos objetivos, el primero era enviar desde ahí las armas para Finlandia y su guerra contra la Unión Soviética y la segunda era interrumpir el envío de hierro a Alemania.

El plan de Churchill no pudo llevarse a cabo porque el primer ministro Neville Chamberlain por haber violado la neutralidad de Noruega y el tratado de paz entre los soviéticos y los fineses. Pero Churchill en su empeño decidió emboscar a un buque alemán en las aguas de Noruega, el cual llevaba prisioneros británicos.

Inicio de guerra

Por eso esta acción terminó de convencer a Hitler de la débil neutralidad de Noruega; motivo por el que justamente un mes luego de lo sucedido salieron los primeros buques alemanes con dirección a Noruega. El 9 de abril, En la madrugada, llegaron los buques alemanes y comenzó la guerra.

Fue entonces cuando Alemania invadió a Dinamarca y a Noruega, donde el gobierno danés se rindió desde el principio. Sin embargo Norueg logró mantener su resistencia para que la realeza pudiera huir hacia el norte.

 

Acerca del autor